miércoles, 14 de junio de 2017

Y LOS PROFESIONALES DE LA SALUD LE DIJERON CHAO NO MAS A LOS CHANTAS DE LA CUT


“Fenpruss aprobó la desafiliación de la CUT”

“La decisión de (...) desafiliarse de la CUT es parte de un proceso largo de análisis, el que consideró reparos relacionados con diversos ámbitos orgánicos de la Central como la poca confiabilidad de los padrones electorales, falta de rigurosidad de los informes financieros, y la escasa representatividad y presencia de la CUT en las demandas sociales; a lo que en el tiempo último se suma su errático actuar en la última reforma laboral del país y los fraudes electorales, hechos reconocidos por las máximas autoridades de la Central”

En FENPRUSS –public. 14/6/17

Con una participación cercana al 90% en el proceso de votación de desafiliación de la Central Unitaria de Trabajadores, las bases de la Fenpruss de cada una de las regiones del país, decidieron democráticamente salirse de la CUT. Cumpliendo con el quorum requerido de una aprobación del 51,96 por ciento, resultado ratificado y comunicado oficialmente por el Tricel conformado para esta ocasión. Todos los antecedentes serán enviados formalmente a la respectiva Dirección del Trabajo  quien ratificará el proceso.

La decisión de la Fenpruss de desafiliarse de la CUT es parte de un proceso largo de análisis interno, el que consideró reparos relacionados con diversos ámbitos orgánicos de la Central como la poca confiabilidad de los padrones electorales, falta de rigurosidad de los informes financieros, y la escasa representatividad y presencia de la CUT en las demandas sociales; a lo que en el tiempo último se suma su errático actuar en la última reforma laboral del país y los fraudes electorales, hechos reconocidos por las máximas autoridades de la Central.

Es así, que la decisión de la organización es la culminación de diversas acciones previas realizadas tendientes a modificar el accionar de la CUT, siendo la primera señal formal de descontento de la Fenpruss, en el año 2013, cuando se tomó la decisión de congelar los pagos de cuotas. Esta medida fue suspendida luego del compromiso explícito, adquirido por la entonces recién asumida presidenta de la CUT, Bárbara Figueroa, quien en una asamblea nacional de esta Federación, comprometió corregir las malas prácticas de las gestiones anteriores de la Central. Hoy, ya en el 2017, hemos sido testigos de cómo no solo no se cumplió lo comprometido, sino que algunas de estas reñidas prácticas se mantuvieron, alcanzando ribetes de escándalos.

La desafiliación de la Fenpruss es un acto político que tiene por objeto provocar un cambio drástico dentro de la conducción de la Central, una conducción sin autonomía y entregada absolutamente a los partidos políticos y al gobierno.  Era tiempo de tomar decisiones más radicales para rescatar la independencia de la principal organización sindical del país para que finalmente sea un reflejo de las convicciones que forjaron su creación.

Para Gabriela Farías, presidenta nacional de la Fenpruss, la votación mayoritaria por la desafiliación, no es sino un llamado y una señal potente a no ser cómplices por omisión de las irregularidades públicamente conocidas y además, reconocidas por el secretario general y la presidenta de facto. “Por esto, la consecuente y necesaria decisión de desafiliarnos de la CUT es para remecerla, ya que el estado de descomposición es tal, que día a día es menos representativa”.

Finalmente, Farías enfatizó  que “ la labor y desafío de este momento es trabajar para refundar y tener la Central que el país necesita,  una renovada,  que esté al servicio de quienes tiene que estarlo, las y los trabajadores del país, tal y cual lo soñaron en sus inicios Recabarren, Caffarena, Blest y tantos más”.


*****

No hay comentarios :

Publicar un comentario